Ley d’Hondt y sus efectos

By | mayo 29, 2016

Seguramente hayáis oído hablar del sistema d’Hondt, un sistema que sirve para calcular un poco cuantos escaños y que representación electoral tiene cada partido al finalizar unas elecciones. Se trata de un sistema inventado por un abogado que se llamaba Victor d’Hondt, pero que aunque su objetivo era poder mejorar el sistema eletoral, a día de hoy es uno de los sistemas electorales más criticados alrededor del mundo.

victor hondtFunciona de una manera fácil: el sistema lo que hace es crear un promedio para hacer una representación que sea proporcional. Es decir: en una ciudad, como por ejemplo hay mucha gente, los votos cuentan diferente en comparación de los pueblos más pequeños. Si en una ciudad votan mil personas y siete lo hacen a un partido determinado, prácticamente no tendrá importancia… en cambio, si en un pueblo muy pequeño hay 21 personas y siete votan al partido ese, estaremos hablando de una tercera parte de ESA población. Por tanto, aunque tanto en un lugar como en otro sean siete los votos al partido, no tendrá la misma representación, puesto que la proporción es claramente diferente en cada caso.

Como os podéis imaginar, se trata de un sistema bastante polémico, ya que hay personas que opinan que lo mejor es contar “1 voto = 1 persona”, independientemente del lugar en donde se vote para que todos los votos sean igual de válidos y se encuentren en las mismas circunstancias.

¿Qué países usan este sistema?

  • Albania
  • Argentina
  • AAustria
  • Belgica
  • Brasil
  • Bulgaria
  • Camboya
  • cabo Verde
  • Chile
  • Colombia
  • República Dominicana
  • Croacia
  • República Checa
  • Timor del Este,
  • Ecuador
  • España
  • Estonia
  • Finlandia
  • Guatemala
  • Hungría
  • Islandia
  • Israel
  • Japón
  • Kosovo
  • Luxemburgo
  • Macedonia
  • Moldovia
  • Montenegro
  • Países Baajos
  • Paraguay
  • Perú
  • Polonia
  • Portugal
  • Rumanía
  • Escocia
  • Serbia
  • Eslovenia
  • Turquía
  • Uruguay
  • Gales

 

El principal problema de este tipo de sistemas es que hay otras cosas añadidas, como por ejemplo la barrera electoral, que es cuando se fija un porcentaje mínimo de votos para que un partido sea tomado en cuenta. Esto ha llevado a muchas quejas porque partidos pequeños que han recibido votos se han quedado fuera, dejando sin representación a todos aquellos que han votado por ellos.

Hace años que se está buscando una alternativa que pueda dar respuesta a este tipo de problemas, pero no es algo fácil dada la complicación que supone todo ello. También hay que tener en cuenta que hay muchos partidos pequeños y que se les debe dar voz de una manera u otra, por lo que es necesario que poco a poco esta ley electoral vaya cambiando para hacerla más abierta y más participativa. En e fondo la política sale ganando, porque con este sistema de fomenta mucho más el bipartidismo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *